Radio en Vivo
Nuestra Radio Noticias Participar Temas Judaísmo Música Apoye nuestra tarea Our Radio
Envíe su mensaje a: Seguinos en: Viernes, 31 de Octubre de 2014
Frase de sabiduría judía: ''El tiempo es el espacio entre nuestros recuerdos''.
ANTERIOR SIGUIENTE TODAS Proximamente Proximamente
8/3/2012
La historia de Purim
Conozca los hechos que dieron origen a la festividad de Purim, a través de este relato que cuenta detalladamente cómo se salvaron los judíos de la muerte.
Compartir Seguí Fm Jai en Twitter
Compartir
En el año 450 a.e.c. aprox. El Rey de Persia llamado Ajashverosh, reinaba sobre 127 provincias, desde la India hasta Etiopía , quiso hacer una fiesta para mostrar su gran fortuna y poder, hizo un banquete para todos sus príncipes y gobernantes durante seis meses, después de los cuales hizo otro especial para el pueblo que se hallaba en la capital: Shushán durante 7 días. Su esposa Washti realizaba un banquete para las mujeres cuando el Rey la mandó a llamar para mostrar su gran belleza; al negarse a asistir, el rey enojado se asesoró con los príncipes quienes le dijeron que era una gran humillación su negativa y debía expulsarla del reino para que las demás mujeres no tomaran ejemplo de la reina. Así lo hizo el Rey.

Cuando el Rey se calmó y la empezó a extrañar, sus servidores le aconsejaron escoger entre las más hermosas vírgenes de su reino, una para que fuera su esposa. Esto le pareció bien al Rey.

Había un judío llamado Mordejai quien trabajaba en el palacio real, tenía una prima que se había quedado huérfana a quien adoptó como hija, llamada Hadasa, pero al llegar a Persia le cambió el nombre por uno local: Esther, ella era muy hermosa y quedó entre las vírgenes escogidas, Había recibido la instrucción de su padre adoptivo que no revelara su identidad judía.

Las vírgenes pasaban en el palacio de las mujeres un período de un año de tratamientos de belleza después se presentaban ante el rey quien las evaluaba, Esther fue la elegida entre todas las mujeres por su belleza y se casó con el rey.

Un día Mordejai escuchó que dos eunucos proyectaban atentar contra la vida del rey, Mordejai los delató y fueron ejecutados, siendo registrado éste hecho en el libro de Crónicas del reino.

El primer ministro de Persia, el hombre de confianza del Rey era Hamán, un hombre orgulloso y ambicioso de poder, quien ordenó en algún momento que a su paso, la gente debía arrodillarse. Mordejai no se arrodilló ante Hamán, al enterarse Hamán se llenó de cólera. Como estaba tan enojado Hamán, desarrolló un plan para poder deshacerse de Mordejai y de su pueblo. Se presentó ante el rey diciéndole que había un pueblo entre los Persas, que tenían leyes propias y que desafiaban la ley del rey; el rey le dio su anillo de sellar órdenes y ante dicho "peligro" le permitió hacer lo que sugiriera, Hamán redactó y repartió por todas las provincias una orden a todos los persas que el día 13 de Hadar, (fecha escogida por suerte= pur), debían lanzarse sobre todos los judíos y eliminarlos. Causó angustia entre los judíos y consternación entre muchos persas.

Mordejai envió a relatar el suceso a su hija adoptiva para que tomara una posición protectora, pero ella envió a decir a Mordejai que no podía presentarse ante el rey sin ser llamada porque corría peligro de ser castigada de muerte. Mordejai le dijo que quizás no era casualidad que ella se hubiera convertido en reina, sino que había algún motivo para ello, y le advirtió que no creyera que ella se salvaría solo por ser quien era. Finalmente Esther le ordena a Mordejai que avise a toda la comunidad que ayunen por ella durante tres días después de los cuales se presentaría ante el rey, y así lo hizo.

Esther y sus doncellas ayunaron tres días después de los cuales ella se presentó ante el rey, pero él sorprendido levantó el báculo como símbolo que no sería ejecutada por el atrevimiento, además le dijo con amor que pidiera lo que deseaba pues hasta la mitad de su reino le sería concedido. Esther pidió hacer un banquete en honor a Hamán y allí le diría su deseo.

Hamán decidió construir personalmente la horca donde iba a colgar a Mordejai.

Esa noche el rey no podía conciliar el sueño y ordenó se le leyera las Crónicas del reino, entre ellas le leyeron el suceso en el que Mordejai le salvaba la vida, El rey al ver que no había sido Mordejai recompensado, se asesoró al día siguiente con Hamán: ¿cómo debía el rey recompensar la fidelidad de un hombre? Hamán pensando que se trataba de si mismo le aconsejó que el rey le colocara su corona, sus mejores vestidos y su caballo real y lo paseara por la ciudad diciendo que así recompensaba el rey al hombre más fiel. Al rey le pareció fantástica la idea y le encomendó a Hamán coronar, vestir y montar sobre el caballo a Mordejai paseándolo por la ciudad con el dicho sugerido. Hamán llegó humillado a su casa e inmediatamente pasaron por él para el banquete de la reina Esther.

Al segundo día del banquete de vinos cuando el rey preguntó a Esther su demanda, ella le dijo que había un hombre a quien consideraba fiel pero en realidad había ordenado asesinarla a ella, a su familia y a su pueblo, el rey enfurecido preguntó quién era, y señalando a Hamán le dijo. El rey confundido y enojado salió al patio de su palacio a pensar, mientras tanto Hamán se arrodillaba sobre el lecho donde se hallaba la reina para rogarle por su vida, cuando el rey vio la escena, pensó que además Hamán la quería violentar, asi fue Hamán condenado a muerte siendo colgado en la horca que había preparado para Mordejai.

Mordejai, padre adoptivo de Esther, suegro del rey, fue nombrado primer ministro. Esther pidió al rey salvación para los judíos, como el edicto no se podía contradecir, Mordejai redactó otro edicto en el cual los judíos tenían derecho a defenderse. Se repartió entre las provincias y fue día de alegría, honra y alborozo entre los judíos.

El 13 de Adar los judíos de las provincias se unieron y se lanzaron contra sus enemigos que querían destruirlos, muriendo setenta y cinco mil hombres. Tuvieron descanso el 14 de Adar. En Shushan, la capital amurallada, el ataque duró hasta el 14, teniendo descanso el 15 de Adar, por éste motivo se celebra el 14 de Adar pero en las ciudades amuralladas como Shushan se celebra el 15. Dicha celebración fue ordenada por Mordejai a todos los judíos por generaciones para que se relate la historia y no se olvide éste milagroso suceso de salvación.

Mordejai dio el nombre de purim (suertes) a ésta celebración y además ordenó dar dinero a los pobres, regalos a los amigos y una comida festiva. (Hashavúa)
Buscar en Radio Jai
MÁS NOTICIAS
Israel y Medio Oriente
Panorama Mundial
Caso Amia  |  Antisemitismo
Comunidades
TEMAS DE INTERÉS
Editoriales  |  Entrevistas
Cartas de Lectores  |  Más Radio
Artículos  |  Biografías
PARTICIPE
Su opinión nos interesa
Denuncias  |  Escribir al Director
JUDAÍSMO
Calendario Hebreo  |  Recetas
Literatura  |  Tradición
Radio Jai 96.3 Mhz - Valentín Gómez 2950 3º Piso - (54-11) 4862-1443 - jaicom@radiojai.com.ar
Copyright Radio Jai / 2005 - 2009 / Todos los derechos reservados